Ya todos sabemos lo que es el Covid, de lo que hace, de lo que puede causar, y sabemos que este visitante inesperado llegó para complicar las cosas a nivel mundial en el ámbito económico, social y político.

A fecha de hoy no se puede saber a ciencia cierta su origen. Existen tantas teorías conspirativas que nos hace pensar que todas pueden ser realmente posibles. A nosotros no nos toca indagar en el tema del COVID, el caso es saber qué podemos hacer nosotros como seres humanos y sociedad para confrontarlo.

Impacto económico

Ya Bill Gates había sugerido en una charla de TED en el 2015 que los gobiernos deberían centrarse más en mejorar las defensas de un país invirtiendo más en el sistema de salud que en el cuerpo militar. ¿Por qué dijo esto? Ya sabemos por qué. Las guerras biológicas en el Siglo XXI afectan más a los países que los ataques militares. ¿Cómo? Logrando colapsar al sistema de salud de un país, afectándolos directamente así como a su sistema económico; de esta manera, el país no genera ingresos e inhabilita a gran parte de la sociedad.

¿El COVID generará una guerra o simplemente fue un error involuntario que no se pudo evitar? Aún no lo sabemos y a estas alturas esto es irrelevante, ahora, ¿cómo afrontarlo?

Sobreviviendo a la crisis

Han existo cerca ya de 15 crisis económicas en los últimos 15 años (2010: Guerra de Divisas y Desequilibrios Mundiales, 2010: Crisis de la Deuda en Europa, 2010: Gran Recepción, por mencionar algunas) y esta última crisis no nos va a acabar. Si pudimos sobrevivir a crisis anteriores, también sobreviviremos a esta recesión económica 2020. Consejos puedes encontrar en todos lados, ya depende de cada persona de cuáles consejos toma para afrontar la crisis. Cada caso es diferente, por lo que se tiene que estudiar con cuidado y al detalle.

Pero, ¿cómo voy a sobrevivir a la crisis si no puedo ni salir? Trabajando desde casa. ¿Has escuchado antes el término Home Office?, pues se puede trabajar desde casa, siempre y cuando cuentes con un buen equipo informático, una buena conexión a Internet y buenas habilidades en la rama de la computación.

Home Office, la alternativa más rentable en tiempos de crisis

Desde inicios del Siglo XXI, la tecnología llegó para facilitarle la vida al ser humano, ahorrándonos tiempo y dinero al saber que no necesitamos estar en un lugar físico para comunicarnos, todo esto gracias a la globalización. Dicho esto, el nuevo término creado por la sociedad para describir el trabajo en casa, home office o teletrabajo, se ha hecho muy popular en el último siglo, y con la llegada de la Pandemia del COVID, se hizo aún más popular. Pero, ¿cualquier persona es capaz de trabajar desde casa? ¡Si!, Siempre y cuando cuentes con la voluntad y habilidades necesarias para desempeñar este tipo de trabajo.

Habilidades básicas que todo home office debe conocer

Aún no tenemos claro el concepto de home office así como las habilidades requeridas para ejercerlo. Básicamente, podemos iniciar con estas habilidades para cualquier home office:

  • Uso del ordenador: Saber manejar un equipo informático es esencial aunque no basta con ello. No solo con aprender a manejar un ordenador y saber navegar en Internet es suficiente para considerarse apto para trabajar desde casa.
  • Conocimientos básicos de los programas informáticos más básicos. Office es un software que contiene un editor de textos, editor de hojas de cálculo y editor de presentaciones. Estos editores nos van a servir para redactar cartas, memos, hacer hojas de cálculo para alguna compañía de contabilidad o presupuesto, y presentaciones para mostrar a algún grupo de gente algún proyecto que tengamos en mente o algún producto que queremos lanzar al mercado. La manera en que presentamos la información a nuestros clientes es sumamente importante, por lo que un nivel intermedio en el uso de Office es muy recomendable.
  • El uso del navegadores web también es sumamente importante (Chrome, FireFox o Explorer) ya que seguramente muchas de nuestras tareas serán buscar información en Internet para poder completar alguna otra tarea externa.

Pro actividad e independencia a la hora de realizar tareas

Cierto es que poder trabajar desde casa es una ventaja. Te ahorras la fatiga de tener que transportarse al trabajo y puedes disponer más de tu tiempo que estando en una oficina. Pero, ¿esto es suficiente? No.

Para trabajar desde casa debemos de estar conscientes que nuestro contratador espera que le demos resultados de una manera eficiente y concisa. Se debe de ser pro-activo para tomar iniciativa en caso de que nuestro contratador esté ausente, con las justificaciones correspondientes de nuestra decisión.

El teletrabajo es una tendencia actual que seguramente irá creciendo conforme pase el tiempo. Trabajar desde casa es una realidad, depende de cada persona el esfuerzo que empeñe para lograr ocupar un puesto.

Existen tantas plataformas que buscan servicios de home office o de freelance, que está a nuestra alcance, de nuestra voluntad depende qué tan lejos queremos llegar. Ahora ya sabes cómo hacer teletrabajo en casa.

PUBLICIDAD
Portal web especializado en diseño gráfico, diseño web, fotografía y aplicaciones móviles.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here